domingo, 21 de diciembre de 2008

Martes 18 de Noviembre en NYC

Amanecimos el martes bastante temprano y decidimos coger el metro para llegar a Batery Park. Desde aquí salen los ferrys hacia la estatua de la Libertad y también está la terminal de ferrys para trasladarse a otras zonas cercanas. En este parque hay muchos puestos típicos de venta de artículos de recuerdo, pero el frío nos impidió pararnos a ver cualquier cosa, aunque de pasada pude ver láminas de la ciudad en blanco y negro, realmente bonitas. Poco a poco te vas acercando a ella y tienes una sensación extraña, por lo menos a mí me pasó... Lady Libertad... ahí tan omnipresente, lleva en su mano derecha, en posición elevada, una antorcha iluminada y en su mano izquierda la tablilla de la ley que lleva inscrita con números romanos la fecha del 4 de julio de 1776. Además, una cadena rota se encuentra a sus pies. No sé dónde leí una vez... "La libertad iluminando el mundo..."

Después el mismo ferry te lleva a Ellis Island. En 1890 se convirtió en la aduana de la ciudad, en el lugar por el que todos los inmigrantes tenían que pasar al llegar a Nueva York. Se calcula que entre 1892 y 1954 hasta 12 millones de pasajeros fueron inspeccionados allí. En el Museo de la Inmigración se puede ver un mapa mundi con información detallada del número de inmigrantes provenientes de cada uno de los países del mundo y fijaos que dato más curioso, con respecto a los que procedían de la península Iberíca, fué tal el número de inmigrantes vascos que accedieron a Estados Unidos por la isla que a la hora de considerarlos en este mapa, se contabilizan aparte del resto de inmigrantes españoles. Así, hay tres grupos de inmigrantes de la Península Ibérica: españoles, portugueses…y vascos ¿Cómo te quedas? MUERTAAAAAA!!!!!!!!!!!!!



Después nos fuimos directitos a Wall Street. Joaquín trabaja en banca y una de sus mayores fijaciones es el estado de la Bolsa, así que para él era visita obligada. El paseo comienza por el Federal Hall presentado por George Washington, el edificio de la Bolsa, y el Charging Bull, una de las obras más fotografiadas, que se ha convertido en el símbolo del Distrito Financiero y que significa la prosperidad económica. Pensar que desde allí se dirigen las finanzas de todo el mundo da vértigo... es el corazón histórico del distrito financiero, el centro del "poder". Como era martes vivimos in situ la actividad frenética de la zona, aunque en esta época pocos ejecutivos toman café o perritos en la calle, hacía demasiado frío... Seguimos por Trinity Church y paseando, paseando, llegamos a Liberty Place (curiosa contradicción) que es el vestívulo de la zona cero. Aquí, si me permitís, prefiero hacer un paréntesis y no recordar lo que allí ví...


... y aquí acaba nuestro martes neoyorkino... lleno de emociones por lo que pudo haber sido y no fue...

Gracias por pasar por aquí. Besos.

2 comentarios:

julia dijo...

Bonitas fotos, menos aml que no fuisteis por estos días porque está la cosa un poco movidita con el tiempo.
Entiendo tu silencio.
Un besazooo

NUT dijo...

Gema, mil besos para ti tambien.
Disfruta a tope de éstas fiestas, y a la vuelta nos leemos de nuevo!
Espero que el 2009 sea el año de los deseos cumplidos, te lo mereces!
Qué bonitos te han quedado los collages...;)
Oye, igual podíamos pedir a los Reyes otro viajecito a N.Y., a ver si nos lo concenden...jajaja, no estaría mal...
Un abrazo, y FELIZ NAVIDAD!!